miércoles, 16 de enero de 2008

Entrevista: Padre Aldo Fonti


Considera que la Iglesia debe ser más activa en la enseñanza de valores familiares

Aldo Fonti: “Hay mucho por hacer para que la familia se asuma como se debe”

El sacerdote italiano fundador de la Jornada Abrazo en Familia en Venezuela y Subsecretario de la Conferencia Episcopal Venezolana, Aldo Fonti, relata el origen de dicha campaña en nuestro país y explica cómo se ha hecho necesario adaptar la temática del programa a la realidad venezolana.

Adriana K. Morales Roa
En la oficina del Padre Fonti se respira una gran tranquilidad, que sólo se interrumpe con el sonar de sus teléfonos. A pesar de ser una persona de 60 años, maneja con gran precisión los equipos tecnológicos de los que dispone en un despacho mas bien antiguo. No dejaba de pedir disculpas por estar distraído con sus faenas. De repente, se detuvo. Se coloca los lentes. Entrecruza sus dedos, se inclina y dice “a ver, dígame para qué le sirvo”.
-¿Podría describir cómo ha sido su trayectoria?
-Me formé en Rimini hasta el bachillerato. Luego ingresé en un seminario para América Latina que hizo el Papa Juan XXIII en Verona. Me ordené en 1974 y llegué a Venezuela en 1977. Me he desempeñado en el Departamento de Familia de la Conferencia Episcopal y desde el año pasado, asumí la Subsecretaría de la Conferencia.
-¿Tiene algún tipo de participación en la Jornada Familiar que se está realizando actualmente?
-Si, he sido el fundador de ese programa. Comenzó en 1990 cuando estaba empezando a asumir el Departamento de Familia. Actualmente, hemos hecho una recopilación bibliográfica del trabajo desempeñado. Así pudimos determinar que realmente es uno de los programas más exitosos de la Conferencia Episcopal.
-¿Cuál fue el origen de esta iniciativa?
-El estímulo nos vino desde el Vaticano en 1989, cuando se nos envió una petición para crear un día especial dedicado a la familia. A través de una comisión episcopal organizada, decidimos que dicho día sería el segundo domingo de Noviembre.
-¿El programa se ha mantenido siempre bajo la misma temática?
-Sí, pero cada día se están presentando nuevos temas a integrar. Hemos incorporado profesionales que investiguen sobre las realidades de la sociedad venezolana y actualmente, estamos planificando la apertura de un centro de investigación de la mano con la UCAB.
-¿Cuál considera usted es el objetivo de este programa?
-Queremos responder a esos retos buscando siempre una dimensión terapéutica. Muchas veces la Iglesia se concentra en mostrar el deber ser, pero al no profundizarlo descuida la realidad, sobre todo la venezolana. La mayoría de las familias se construyen sobre una madre que lucha cada día por el bienestar de sus hijos. Eso no se enfrenta rasgándose vestiduras y condenando gente.
-¿Ustedes han llevado este programa a colegios y universidades que no son dirigidas por grupos católicos?
-En los años anteriores, logramos una buena receptividad en colegios oficiales. Sin embargo, ya este año hemos tenido menos demanda. Estamos investigando el por qué, pero presumimos que la causa yace en que un alto porcentaje de docentes ha tenido ya adoctrinamientos basados en el nuevo modelo educativo, el que entre otras cosas, deja a la Iglesia de lado.
-¿Por qué tuvo tan poca publicidad este año? ¿Hay algún motivo o causa específica?
-Hemos realizado pequeñas inserciones en los medios, pero la pantalla está copada por otros temas. La situación sociopolítica ocupa casi todos los espacios y hay lugar prácticamente para reflexionar sobre estas cosas.

1 comentario:

Maria Eugenia dijo...

El Padre Aldo Fonti ha realizado muchos proyectos en la iglesia venezolana, un seguimiento en el mismo y el apoyo a promover estos proyectos hace mucha falta.-